domingo, 2 de octubre de 2011

Yogur, sólo en la cabeza

No me gusta el yogur. Pero he descubierto que sobre mi cabello, me encanta. Cada día surgen nuevos tratamientos de belleza, algunos basados en ingredientes tan cotidianos como dicho lácteo. 


En Solana & Rojano (Serrano, 56. http://www.solanayrojano.com) hicieron la mezcla, con batidora incluida, lo extendieron y retiraron dejando... ummm, un aroma a azúcar y dulzura fantásticos.


No es una excentricidad, funciona. El pelo brilla, gana volumen y desprende una fragante huella. Resulta, además, perfecto para fortalecerlo ahora que llegan los días fríos y quedan atrás el sol, el salitre y el cloro propios del verano.


Es milk_shake de la firma italiana z.one concept (www.z-one.it). Incluye diferentes tratamientos pero para quienes no tenemos demasiado tiempo, la mascarilla Natural Yogurt es perfecta.




(© Foto z.one concept) 


Reestructurante y a base de aminoácidos que nutren los cabellos naturales, coloreados y ligeramente secos. Se trata de un bálsamo que aporta suavidad y brillo únicos. La acidez deriva de los fermentos lácticos y acondiciona la cutícula del cabello.  


Además, cuenta con extractos de fresa, arándano, papaya y miel. Junto a estos, aceites de arroz y aguacate. Claro de ahí su aroma que perdura. ¡Me gusta el yogur! -solo en la cabeza-

2 comentarios:

  1. No se me hubiera ocurrido nunca el Yogur champú, que curioso y me pasa como a ti, a diferencia del resto de gente no me acaba de gustar, son contados los que he comido, será cuestión de utilizarlo por la cabeza.

    ResponderEliminar
  2. Hola, gracias por tu comentario. Yo me obligo a comer naturales, sin azúcar, y tardo muuuuucho ratito en terminarlos. Y de pequeña se me ponían los pelos de punta con los petit suisse, tanto que mi madre compraba 6 y mis hermanos se pegaban por los dos que, en principio, eran para mí. Feliz noche,

    ResponderEliminar